Archive for the ‘Capello’ category

Como el Milan, Fabio Capello, Steve McClaren y el florido pensíl

noviembre 19, 2007

Roberto Donadoni declaró ayer que aspiraba que su Italia tuviese el espíritu ganador de su Milan. Ese Milan que, según los connoisseurs, ha sido uno de los más grandes equipos de fútbol de la historia y que Donadoni indica justamente como “suyo” porque de él fue pieza destacada. Comentaba con mi hermano mayor, con quien comparto aficiones, además de los dos apellidos, que ese Milan está poniéndose de relieve también por los entrenadores que ha producido. Todos ellos con capacidades y méritos que los han llevado o los están llevando a sobresalir. Además de Roberto Donadoni, que aún tiene que demostrar que el cargo de seleccionador del Campeón Mundial no le queda grande, están Carlo Ancelotti, Frank Rijkaard, Marco Van Basten, Ruud Gullit. También Mauro Tassotti, que es el segundo de a bordo en el equipo técnico del actual Milan, Alessandro Costacurta, quien funge de asesor de ese equipo mientras se prepara para obtener la licencia de entrenador, Franco Baresi que dirige los Berretti del Milan, y Filippo Galli que entrena la Primavera. Creo que Arrigo Sacchi y Fabio Capello, por la circunstancia de haber sido en su momento quienes los dirigieron, pueden sentirse complacidos de haber marcado su formación como entrenadores.

Fabio Capello, en el título de la entrada y recién mencionado, entra a colación porque quería comentar que me agradó mucho su participación en la trasmisión de la RAI durante el Escocia-Italia. Capello es, desde que saliera del Real Madrid, comentarista para la RAI. Esta nunca antes había tenido la oportunidad de escucharlo en su nuevo papel. Con la experiencia que tiene en funciones de entrenador (ni sus más feroces detractores se la pueden negar) consigue ver pasajes y circunstancias del juego en las que muchos no reparamos. Me pareció interesante. Además lo que dice lo dice muy bien, con sobriedad y un manejo del lenguaje soberbio.

demogarden_lg.jpg

Fabio Capello, otrora famoso por la flor en las sentaderas, es muy bueno como comentarista, pero está, en lo que a jardines se refiere, fuera de competencia con Steve McClaren, el seleccionador de Inglaterra. Lo de este no es una flor en el que te conté sino todo un florido pensíl. ¡Vaya jardín que se gasta! De allí que el entrenador de los Pros y su precioso … jardincito compartan título con el Milan y Fabio Capello. Israel, que fue el jardinero, y Rusia, que puso el abono, también merecerían estar incluídos pero, en vez de eso, los pongo al final, como para cerrar … en floripondio.

No me extraña

junio 21, 2007

El Madrid de Di Stéfano, Puskás y Gento. El Madrid de la “Quinta del Buitre”. El Madrid de “Zidanes y Pavones”.

El Inter de Helenio Herrera. El Milan de Arrigo Sacchi. La Juventus de Marcello Lippi. El Liverpool de Bill Shankly. El Manchester de Sir Alex Ferguson. El “Dream Team” Barcelona de Johan Cruijff. El Ajax de Louis van Gaal. El Bayern Munich de Ottmar Hitzfeld (primera parte). También el Porto de José Mourinho, el Valencia de Rafa Benítez, el Sevilla de Juande Ramos, el Arsenal de Arsène Wenger.

Está clarísimo. El Madrid ha basado sus triunfos en los jugadores y con ellos ha trazado una dilatada trayectoria de éxitos. Otros equipos grandes, protagonistas de la historia del fútbol, y otros, menos blasonados, que han animado la escena futbolística, han basado sus éxitos en proyectos cimentados sobre un pensamiento futbolístico, proyectos que han llevado la marca inconfundible de sus entrenadores y han sido admirablemente ejecutados por sus jugadores.

No me extraña que el Real Madrid haya echado a Vicente del Bosque y vaya a echar a Fabio Capello. Ambos, cada quien a su manera, tenían una idea de equipo. En el Madrid tener ideas, así ganen títulos, no es la tradición. Choca con su ADN. ¿Chocará Schuster?

¿Debe seguir Capello?

junio 13, 2007

capello.jpg

Nunca debió empezar, para empezar. Porque su contratación respondió, más que a un proyecto o a un esbozo de tal, a una consigna electoral, la de ganar algún trofeo y ganarlo ya. Capello, si a ver vamos, aún no ha ganado nada, porque queda hora y media de liga por jugarse, con todos y sus 5400 segundos, y ya hemos aprendido, de hecho el mismo Madrid se ha encargado de mostrárnoslo, que en pocos segundos puede ocurrir lo más inesperado. Pero si el Madrid no tiene la liga servida, digamos que la tiene cocinada y sólo la payasada de su presi celebrando con antelación pudo haber echado a perder el suculento guiso, por eso de que trae mala suerte el andar anticipándose. La verdad es que la Cibeles tiene cara de Raúl (el otro, el Tamudo) desde el sábado pasado y anda haciéndole guiños a Raúl (González) lo que va de la semana. Si Capello gana, premisa que no luce tan descabellada (o descapellada), el hombre debería renuciar e irse. Digo yo, porque lo contrataron para que consiguiera un trofeo no para aguantarse el aguacerito de los pesados de As. Si Capello pierde, premisa (o prim(is)a) que el Mallorca no quiere descartar, el club no debería echar al italiano. Porque no consiguió el trofeo para el que lo contrataron y en castigo deberá aguantarse un año más el aguacerito de los pesados de As. ¡Sin Beckham y Roberto Carlos! ¡Y sin Cesc, Robben y Kaká!

Tamudo

junio 10, 2007

‘Ta mudo. Son otros los que hablan ¡y cómo hablan! Hablan de él. He perdido la cuenta de las veces que diarios online y blogs lo mencionan. Pero mi impresión es que el número ronda el 10 a las 2 millones, que, para quienes no saben de números grandes, es un 1 seguido de 2 millones de ceros.

La combinación Messi(as)-D10s, con todos sus adornos y los que no son adornos, vuelve a ser popular en estos días, con un rating que ronda el 10 a las 2 millones 500 mil citas.

Capello baja en esta peculiar hit parade. Comparte flores (en el culo) con su presidente Calderón pero se queda rezagado en citas. Unas 10 a la 1 millón para Calderón, y su celebración extemporánea, y sólo 10 a la 500 mil las citas para Capello, contando aquellas en las que se reitera que no siga la próxima temporada.

Tomacito

abril 30, 2007

No será esta la primera vez que asegure que As y su contracronista estrella Tomás Roncero son lectura humorística de la buena. Los lunes se me han hecho más llevaderos desde que descubrí a Tomacito, de hecho sus contracrónicas se han convertido en mi pastillita violeta para empezar la semana. Algo tiene Tomacito que actúa sobre la química de mi cerebro mejor que un antidepresivo.

Lunes 30 de abril de 2007:

Capello. Ha logrado que hasta Emerson parezca un jugador interesante y gente como Cicinho, Robinho o Beckham han dejado de resultar sospechosos para él. Avanti Fabio. Avanti Real…

Lunes 19 de febrero de 2007:

La capacidad que tiene Capello para destrozar las quebradas ilusiones del madridismo es inagotable. Su afán por quemar el prestigio del mejor club del siglo XX resulta sospechoso. Me dio la clave un sabio peñista mallorquín (de Es Fortí): “Tomás, Capello es un espía del Milán. Frenó en verano el fichaje de Kaká y nos colocó a Diarra por 4.000 kilos. Ahora nos arranca a Ronaldo antes de la eliminatoria con el Bayern para echarnos de Europa y, además, el Milán se va a meter en la próxima Champions gracias a los goles de Ronie, lo que frenará de nuevo la compra de Kaká. O sea, está aliado con Galliani y por eso comieron en el Txistu para repartirse el botín”. Pleno, amigo. Fabio, la afición te ha pillado. El pueblo exige a Calderón que te envíe hoy mismo a Italia, donde ahora serías feliz. Allí, con las gradas vacías, tu antifútbol se encumbraría. Sin testigos, tu farsa no provocaría alarma social. Has convertido el Teatro del Bernabéu en una triste fotocopia del Liverpool, porque cada semana 80.000 tipos saben que nunca se aburrirán solos…

El dedo medio

enero 15, 2007

El dedo medio de Capello

Los diarios, en sus notas sobre el Real Madrid, le han dado más espacio al gesto vulgar de Capello que a la buena impresión que dio el equipo que dirige. El gesto no deja de ser de mal gusto y un insulto hacia aquella afición madridista a la que iba dirigido, pero me parece exagerada, al punto de la mojigatería, la atención que ha acaparado. Más me disgustó el puñetazo de Rijkaard. Sin embargo, la mayor parte de los comentarios de prensa en referencia al Barcelona se han concentrado en el mal momento que está viviendo y en el baño que le dió el Espanyol, relegando a un segundo plano e incluso ignorando el gesto violento del entrenador holandés. Me sorprende que el insulto de Capello cobre ante los ojos de periodistas y público mayor importancia que la violencia de Rijkaard. He de inferir que la mayoría prefiere que le caigan a golpes antes que le cubran de insultos.